LA PIRÁMIDE DEL ÉXITO

Y para ti ¿qué es el éxito?

Hoy el éxito se mide en función de la consecución de cosas tangibles. A título personal, una persona es exitosa cuando tiene un trabajo con una alta remuneración, que le permite tener una casa lujosa, disfrutar de unas vacaciones en algún lugar paradisiaco o conducir un deportivo de alta gama. A nivel colectivo, ya sea una empresa u organización, el éxito se mide en función de la consecución de unos objetivos que permitan llegar a los resultados deseados (ganar proyectos, incrementar cuota de mercado frente a la competencia o elevar los niveles de facturación).

 

Pero ¿qué es el éxito realmente? Esta semana comencé a leer la biografía del mítico entrenador de baloncesto, John Wooden. Un entrenador que alcanzó el éxito y se mantuvo en la cima batiendo todos los records en el deporte universitario americano con el equipo de los Bruins de UCLA: 10 campeonatos nacionales (7 de forma consecutiva); 88 partidos ganados de forma consecutiva; 4 temporadas perfectas (sin perder un solo partido) …Y, sorprendentemente, Wooden reconocía que la temporada de la que estaba más orgulloso y la que él consideraba como un éxito fue la de 1959-60, con un balance de 14-12 y en la que no consiguieron el campeonato. ¿Por qué?

Wooden on Leadership: How to Create a Winning Organizaion (BUSINESS BOOKS) : Wooden, John: Libros

 

El éxito no tiene que ver con “ganar la carrera” …

Para Wooden, el éxito no sólo significaba ganar campeonatos. El éxito consistía en maximizar las capacidades individuales de cada miembro del equipo y actuar como una unidad. Permanecer unidos, trabajar duro, ignorar lo que estaba más allá de su control y perfeccionar (o, al menos, intentarlo) aquellas cosas que estaban bajo su control. De hecho, una de las primeras cosas que hizo desde comenzó su andadura como coach y líder de los equipos a los que entrenó fue definir qué era el éxito:

 

“El éxito es la paz interior que resulta directamente de la autosatisfacción de saber que has hecho todo lo posible para ser tan bueno como eres capaz”

 

Esta definición proviene de algo que aprendió de su padre. Todos quieren “ganar la carrera”, ya sea en el baloncesto, en los negocios o en cualquier otro ámbito competitivo. Pero hay algo más importante que ser mejor que otro con el que compites. NUNCA DEJAR DE INTENTAR SER LO MEJOR QUE TÚ PUEDES LLEGAR A SER. Hay que centrarse en correr la carrera, más que en ganarla, dando lo máximo y lo mejor que tengas y de lo que seas capaz.

 

Ganar es la consecuencia…

Lo primero que tiene que hacer una persona que quiera alcanzar el éxito es comprometerse con uno mismo en lograr un objetivo personal, más allá de ganar a otros o conseguir cosas externas. La competencia no es con el otro, sino con uno mismo. El reto es mejorar cada día, dar lo máximo de uno mismo para ir superándote a ti mismo. Esa es la base del crecimiento. Y esta máxima es igual de válida para un equipo.

 

Pero ¿cómo alcanzar el éxito?, ¿qué hay que hacer para llegar a ese estado de paz mental que nos libere de la tiranía del resultado, del marcador y de la consecución de unos objetivos más o menos ambiciosos? Wooden utilizó una herramienta de liderazgo basada en su ejemplo personal: la Pirámide del Éxito. Un modelo compuesto de 15 bloques basados en comportamientos y valores que distribuye en una pirámide en 3 grandes capas: la base, el cuerpo y el vértice. Vamos a definir cuál es la base de la Pirámide, compuesta por 5 valores.

La Pirámide del Exito de John Wooden |

  1. LABORIOSIDAD

El camino hacia el éxito sólo tiene un camino: el trabajo duro. Es necesario invertir esfuerzo en aquello que queremos alcanzar. Este trabajo duro implica estar totalmente comprometido, focalizado y absorbido en aquello que haces.

 

  1. ENTUSIASMO

Tiene que ver con la pasión, el disfrute y el amor con lo que haces. Significa poner el corazón en el trabajo. Sin trabajar duramente (laboriosidad) es imposible alcanzar el éxito. Pero la laboriosidad no es posible sin tener entusiasmo en lo que haces. Estos dos valores son los más importantes y ocupan los primeros lugares en la Pirámide del Éxito.

 

  1. AMISTAD

Cuando Wooden se refiere al término amistad, advierte que no va buscando «hacer amigos» cuando lidera un equipo. Hay que evitar el cariño porque eso puede conducir al “favoritismo”, causa de conflictos y destrucción de equipos. La amistad de la que habla se refiere los conceptos de “camaradería” y “respeto”. Tener la buena voluntad para dar lo mejor a los otros, porque de esta forma, recibirás lo mismo de ellos cuando lo necesites.

 

  1. LEALTAD

En primer lugar, consiste en ser leal con uno mismo (sus comportamientos, valores, estándares, etc); y, en segundo lugar, no traicionar a aquellos que lideras. La lealtad se adquiere cuando lideras con justicia, respecto, dignidad y consideración hacia otros. Pero lo primero es ser fiel a los principios y valores de uno mismo.

 

  1. COOPERACIÓN

Un líder debe estar comprometido con LO QUE SE QUIERE CONSEGUIR, y ser capaz de aceptar la diversidad y otros puntos de vista. Compartir ideas, información, creatividad, responsabilidades y tareas es prioritario para tener un buen liderazgo. Esto ocurre cuando un líder está más en “lo que es correcto” que en “quién tiene razón”.

 

 “La mejor manera de mejorar tu equipo es mejorar tu mismo.”

(John Wooden)

 

Sí quieres saber más sobre coaching, liderazgo de equipos o gestión de equipos de trabajo, no dudes en contactar con nosotros. Y pregunta por nuestros procesos de trabajo, servicios de coaching de equipos y coach personal y profesional.

Pídenos un presupuesto sin compromiso